¿Por aire, por tierra o por agua?

A A A

A la hora de planificar un viaje estando embarazada, debemos pensar por qué medio de transporte lo vamos a hacer. Pero cada medio requiere distintas consideraciones para una embarazada. Por eso, en esta nota desarrollamos algunas características para tener en cuenta según se viaje en avión, barco, auto, colectivo o tren.Por aire:Algunas líneas de aviones no permiten viajar a las embarazadas a partir de cierto mes de embarazo. Por eso, lo primero que hay que hacer estando embarazada, es averiguar si nos permiten viajar.Luego, conviene tratar de conseguir un asiento que esté aislado, para poder salir más fácilmente hacia el baño, y también para poder estirar las piernas y la espalda.En los aviones, cuando estás embarazada hay que tratar de estar apoyada en los respaldos de los asientos cuando se camina por los pasillos. En general esto suele ocurrir al ir al baño. En el aire siempre hay alguna probabilidad de turbulencia, por lo que conviene estar agarrada de algo firme para no correr el riesgo de caer.Durante el embarazo conviene evitar viajar en aviones privados o pequeños. En caso de hacerlo, hay que pedir al piloto que vuele a menos de 2100 metros.Por agua:No suele haber problemas para que las embarazadas viajen en barco. Lo que sí hay que tener en cuenta es que el movimiento del barco puede acentuar las náuseas, que se sienten especialmente en el primer trimestre. Por eso, si decidimos viajar por barco es bueno estar preparada para esta eventualidad.Estando embarazada conviene siempre chequear si dentro del barco hay un servicio médico por cualquier emergencia. Si el viaje es largo, también es bueno averiguar si hay hospitales o guardias en los puertos donde para el barco.Respecto a las náuseas, es recomendable averiguar antes de tiempo cuáles son los medicamentos que una embarazada puede tomar sin asumir riesgo alguno. Y en el caso de que no podamos evitarlas, debemos recordar que siempre hay que tomar muchos líquidos para evitar la deshidratación.Por tierra:Hay tres medios para viajar por tierra: el auto, el tren y el colectivo. La ventaja de estos medios es que, estando embarazada, ante una emergencia muy importante se puede interrumpir el viaje para frenar en alguna localidad.Pero el medio que aporta mayores libertades es el auto. El auto permite programar un viaje con mayores descansos. Durante el embarazo conviene planificar descansos cada 5 horas para caminar y lograr que recircule la sangre.En el auto, siempre hay que llevar puesto el cinturón de seguridad en la cintura y en el hombro. Si el auto cuenta con air bags, también conviene tenerlos prendidos, ya que la seguridad que proporcionan es mayor al riesgo.Tanto para los autos como para los colectivos, debemos tener preparada antes de viajar una lista con los hospitales y guardias que hay durante el trayecto, para en caso de emergencia no perder tiempo y visitarlos rápidamente.Los trenes y los colectivos tienen trayectos determinados que no pueden ser interrumpidos a menos que haya una emergencia. Por eso, si es necesario ir al baño, conviene siempre agarrarse fuertemente de los asientos o de las manijas -si las hay- mientras caminamos por el pasillo estando embarazadas. Como ya dijimos, el mayor riesgo a evitar son las caídas.Al igual que con los autos, es recomendable aprovechar cada parada para caminar un rato y hacer que la sangre recircule.Fuentes:American Pregnancy AssociationNet DoctorBabycenter - See more at: http://clubdelasembarazadas.com/ver-nota/6548/por-aire-por-tierra-o-por-agua#sthash.NIMEitZ4.dpuf

» Escrito por

Gente qué leyó este articulo, también leyó